×
preguntas-depilacion-blog-dermalia
Preguntas y respuestas sobre la depilación láser
3 October, 2011
depilacion-facial-hombres-blog-dermalia
Depilación del vello facial masculino
4 December, 2011

El largo camino recorrido en la investigación de la depilación láser

investigacion-laser-blog-dermalia

El largo camino recorrido en la investigación de la depilación láser

El descubrimiento de las posibilidades del láser como método seguro para acabar con el vello no deseado fue una aplicación temprana de todas las que se teorizaron alrededor del uso en medicina de la tecnología láser.

Las teorías alrededor del descubrimiento del láser decían en los años cincuenta del siglo XX que el color del haz de luz concentrada del láser, aplicado sobre el cuerpo humano, podía generar diferentes resultados y por extensión proponer distintas aplicaciones médicas.

Se demostró que según el color del haz de luz, la acción del láser podía resultar beneficiosa para incidir sobre la sangre, sobre la piel, sobre el agua de la epidermes o sobre los folículos pilosos relacionados con el crecimiento del pelo y del vello.

Y los investigadores estaban en lo cierto.

En la actualidad, el uso del láser como bisturí, con un haz de reducido tamaño, reduce las posibilidades de sangrado y de hemorragias, haciendo ambulatorias esas operaciones, relegando cualquier opción de ingresar al paciente.

El uso del sistema para la depilación láser que se aplica hoy de manera también habitual en centros de depilación láser y fotodepilación de Madrid, sin ir más lejos, no tuvo el mismo éxito de las aplicaciones quirúrgicas.

En los primeros años, se sabía que teóricamente el láser sí que podía emplearse para destruir el folículo piloso y como decimos la capacidad posterior del vello para crecer.

Pero esa teoría chocaba con la realidad. Se tardó nada menos que treinta años en encontrar un sistema seguro para desarrollar una aplicación depilación láser que fuera efectiva y segura.

Un sistema que pudiera aplicarse en centros de depilación láser y que fueran aprobados como standards por las autoridades internacionales y nacionales que velan por la inocuidad de los tratamientos médicos.

¿Por qué tanto tiempo? La respuesta es una:

Los efectos secundarios. Las experiencias desarrolladas por el doctor Goldman, el padre norteamericano de la depilación láser médica, chocaban con problemas como la hiperpigmentación, la hipopigmentación o incluso con el quemado de la piel. Escollos que eran insuperables aún a principios de los años sesenta.

En aquellas pruebas de laboratorio, se atacaba con éxito a los folículos pilosos pero también al tejido, a la piel circundante, que quedaba manchada, ganaba color o lo perdía, pero también que resultaba quemaba.

El problema era doble.

Por un lado, cómo dirigir la energía del láser sólo y exclusivamente a la melanina, el agente contenido dentro del bulbo piloso y relacionado con el crecimiento del vello. Y por otro, la aplicación de energía suficiente para conseguirlo sin afectar a la zona situada alrededor, ni por exceso, ni por defecto.

En los años, setenta se consiguió una solución intermedia, con la utilización de una cánula de fibra óptica para llevar la energía del láser al vello que se quería erradicar.

Era una solución, pero se trataba de un método engorroso, y hasta poco práctico, que obligaba al uso de más energía de la que el paciente podría tolerar.

Era, por tanto, una aparatología que podía aplicarse a una parte de los pacientes, pero con toda seguridad sus desarrollos posteriores y perfeccionamientos no lo pondrían al alcance del resto de usuarios que se acercaran a la depilación láser. Los inconvenientes se seguían manteniendo.

Otra opción de desarrollo fue un aparato de depilación láser que por aquellos años tenía como objetivo la hemoglobina contenida en los folículos pilosos, literalmente se coagulaba cada folículo. Sin embargo, esta aparatología láser no supuso un cambio ni una mejora con otras existentes en el mercado, como la electrolisis, que era entonces la mejor opción en depilación no tradicional.

Finalmente, después de muchos tanteos, de muchas decepciones, se consiguió un avance primordial, que fue el de aplicar la energía láser a los folículos pilosos, como había descrito la teoría desde el comienzo de las investigaciones.

Pero, hacerlo con la cantidad de energía necesaria, y algo importante que llego en la década de los noventa, y poder utilizar la depilación láser para acabar con el vello de una sola vez y en extensiones de piel apreciables sin daño alguno.

La compañía que consiguió aplicar estos descubrimientos fue Termolase que abrió su primer centro de depilación láser en Estados Unidos en 1996.

El tiempo, las mejoras en la aparatología láser han venido proporcionando en centros de depilación láser y fotodepilación de Madrid, por ejemplo, equipos cada vez más perfeccionados, que se han orientado a la reducción del tiempo de las sesiones, a la universalización de las aplicaciones y a la comodidad de los pacientes y de los especialistas.

 

Pide Cita y te informaremos sin compromiso.

Si tienes cualquier duda, te informaremos en 911 795 027

Clínicas Dermalia
Clínicas Dermalia
Clínica en Madrid de Medicina y Cirugía Estética, Depilación Láser Médica, Obesidad y Nutrición. Ecografía 3D.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

×

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies